6 de diciembre de 2010

Roswell

Ésta es otra de esas series que empecé a ver hace años en a3 y me llamaba mucho la atención, pero todos sabemos que en España tienen poco respeto por las series que no tienen la audiencia esperada y menos las extranjeras. Así que le perdí la pista. Hasta hace unos meses.


Gracias a la magia de internet he podido verla desde el principio y he aquí mis pensamientos...

CONTIENE INFORMACIÓN SOBRE LAS 3 TEMPORADAS:

La primera temporada es fantástica. Tiene todo lo que se le puede pedir a una buena serie: misterio, dramas personales, relaciones sentimentales y una pizca de ciencia ficción, que lo hace todo más interesante.

Está toda atada de principio a fin, con una trama que se desarrolla a lo largo de la temporada y unos sentimientos que afloran entre los protagonistas que hace que te enganches a la serie, más que la parte alienígena. Con un final apoteósico, dejaba con ganas de más.


La temporada segunda, la temporada segunda... pffff. No sé que decir. Después de una primera tan buena, a mí me ha dejado decepcionado.

Con tramas espontáneas que duran un par de capítulos y que al final vuelven a la normalidad, como si de una SitCom se tratase, deja mucho que desear. He estado leyendo que a petición de la cadena se priorizó el tema sobrenatural y se pidió que los arcos argumentales fuesen de varios episodios. Todo ello pretendiendo subir un poco la audiencia, que desde la primera temporada fue de capa caída.

Un despropósito de temporada, con más capítulos paja que otra cosa, me dieron ganas de dejar la serie a mitad. Pero como sólo quedaba una más y los seres humanos tenemos esa manía de cerrar ciclos, la seguí viendo.


La tercera temporada ya ha sido un apaga y vámonos. La serie fue cambiada de canal y de franja horaria y ni eso la salvó de la cancelación, al finalizar ésta.

Con excusas tontas de que Max y Liz no podían estar juntos a lo Lana-Clark en Smallville, se pasan un año estúpido con más capítulos de relleno, si cabe. Con un personaje, el marido de Isabel, metido con calzador y que al fin y al cabo no le he encontrado ningún sentido (esperaba su sacrificio final, pero no). Y tampoco entendí que a Kyle le gustase Isabel si al final tampoco sirvió de nada.

El capítulo penúltimo de la serie estuvo bien (casi hubiera sido un mejor final), con la vuelta de la malvada Tess y todo el asunto del hijo de Max, pero el episodio final... si de verdad sabían que era el último, yo no lo considero un buen final.

¿De verdad van a vivir toda la vida huyendo en una "fragoneta" como hippies? ¿¿Estáis de coña?? Dejan a los pobres padres destrozados, sus estudios, carreras, trabajos... Por no decir que los del FBI tienen sus identidades. ¿Se supone que no los van a encontrar? En fin...

Reflexiones:

- María es uno de los personajes más insoportables que he visto en una serie de televisión. Se podía haber muerto ella en vez de Alex.

- No sé si  Brendan Fehr (Michael) pretendía batir un récord dejándose el pelo largo, pero le quedaba como el culo.

- Katherine Heigl y Emilie de Ravin son dos actrices que en las dos series que las he visto han interpretado casi el mismo papel. La una de guapa-lista y la otra de parda-marginada.

- En las escenas que salía Jason Behr no podía dejar de mirarle las orejas, hasta que parece que durante la tercera temporada se las juntó un poco a la cabeza. Aunque antes y después de eso, siempre ha tenido cierto encanto.

- Shiri Appleby (Liz) debe de hacerse un tratamiento con células madre, porque tiene la misma cara que hace 10 años.

- Kyle pasó de ser odioso en la primera temporada a ser adorable a partir de la segunda y uno de mis personajes favoritos (L). ¿Por qué este hombre no ha conseguido ningún papel decente desde que dejó la serie?

(L)(L)(L)(L)(L)(L)

FIN DE LOS SPOILERS


En definitiva, es una serie que vale la pena ver por la primera temporada, pero producto de la exclavitud de los audímetros, sufrió los efectos del fantasma de la cancelación estropeándose en sus dos últimos años. Una pena...